English version
logo 50 aniversario Muñoz Montañés

ACTUALICE SUS
CONOCIMIENTOS Y
CONTÁCTENOS SI
ES NECESARIO 

logo_iconos

CONSIDERACIONES SOBRE EL CERTIFICADO SOIVRE

 

La percepción mayoritaria de las empresas importadoras, exportadoras y transportistas es que los controles SOIVRE (Servicio Oficial de Inspección, Vigilancia y Regulación del Comercio Exterior) son un trámite o un certificado más, necesario para la salida o entrada en España de los productos hortofrutícolas, lácteos… alimenticios en general. Son muchos los que consideran que los inspectores SOIVRE no hacen más que un control rutinario y aleatorio de la mercancía, sin revisarla en detalle.

 

Nosotros no queremos entrar a debatir sobre si la inspección que realizan estos funcionarios públicos es más o menos pormenorizada. Lo que queremos es destacar el pleno valor probatorio que la jurisprudencia concede al certificado SOIVRE sobre el estado de la mercancía revisada.

 

Son numerosas las Sentencias, incluidas del Tribunal Supremo, que se refieren a estos certificados y la conclusión es unánime: dado que están expedidos por funcionarios públicos, dan fe del estado y condición de los productos analizados, siendo complicado que se admita prueba en contrario.

 

Es decir, si hablamos de una exportación de naranjas que han sido certificadas en origen por este organismo, si en destino se constata un daño será muy difícil para el transportista demostrar que la causa de la avería es previa al transporte.

 

Otro ejemplo, en una importación de ajos que reciben el visto bueno del SOIVRE a su entrada en España, antes de entregarse al destinatario final se depositan en un almacén donde se descubren una serie de daños. Probablemente el almacenista tendrá que asumir la responsabilidad por el siniestro.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Aviso Legal